WWW.INFORMACIONSEXUAL.COM

ES UN PLACER INVITAROS A CONOCER Y VISITAR MI RENOVADA PÁGINA WEB


Un espacio con contenidos específicos en Sexualidad humana y en el mundo de la Pareja

SEXOLOGOGRANADA.COM

ETIQUETAS DEL BLOG

8 de marzo (6) aborto (2) actitudes (27) adolescentes (17) Al-Garaia (13) amig@s (1) AMOR (25) Ana-Belen-Romero-sexologa (1) anorgasmia-femenina (2) anticoncepción (18) asertividad (3) autocontrol (2) autoestima (36) bisexualidad (1) Blog-de-sexologia (60) buenos tratos (40) caricia (12) clítoris (16) coeducación (6) condón (15) Crecimiento Personal (11) cuerpo (25) deporte (1) derechos (7) derechos sexuales (27) derechos-reproductivos (5) derechos-sexuales (1) descansar (2) deseo (10) deseo sexual (17) discusión (10) disfunción eréctil (12) disfuncion-erectil (19) disfuncion-sexual (8) DIU (2) divorcio (1) dudas-sexuales (4) educación sexual (44) embarazo (8) enamorad@s (7) erótica (27) Espacio-Sexológico-Radio (13) espacios-personales (1) Ester-Alvarez-Sexologa (1) eyaculacion (4) eyaculación precoz (20) eyaculación-femenina (5) eyaculacion-retardada (3) facebook (5) falta-deseo-sexual (1) familia (2) fantasías sexuales (8) Feliz Navidad (1) Feliz-Navidad (4) Fernando-Villadangos (6) formación (3) gogle+ (1) gracias (5) Granada (48) Grupos de Hombres (5) guerra de sexos (4) hombre (70) homosexualidad (4) identidad sexual (11) igualdad (45) igualdad-sexual (6) información sexual (50) información-sexual (34) informacionsexual.com (2) inteligencia-sexual (3) interrupción voluntaria del embarazo (3) Irene-Bedmar (3) jóvenes (8) juguetes-eroticos (2) kama-sutra (1) leyes sexuales (8) libro-sexualidad-masculina (1) líquido preseminal (7) Loli-Pozo-Seologa (1) masculinidades (2) masturbación (22) maternidad (3) mediacion (4) menopausia (2) miedos-sexuales (1) mujer (74) no violencia (5) orgasmo (37) orinar (1) pareja (34) paternidad (9) pene (10) pildora-anticonceptiva (3) placer (31) postcoital (5) preservativo femenino (5) primeras-relaciones-sexuales (3) problema erección (14) problemas sexuales (46) problemas-de-orgasmo (2) problemas-de-pareja (9) prostitución (1) Psicología (7) psiquiatría (1) Punto G (5) radio (5) red afectiva (7) redes sociales (7) relaciones-sexuales (4) respeto (3) roles (22) Safer Sex (8) salud sexual (68) San-Valentin (2) sentidos (3) separación (5) Sex-Shop (1) Sexo Seguro (13) sexo-en-verano (1) sexo/genero (6) sexología (68) sexologia-online (2) SexShop-Online (2) sexualidad (70) sexualidad-femenina (7) SIDA (7) soledad (1) tacto (1) Taller de Caricia (8) terapia de pareja (13) terapia-psicologica (1) terapia-sexual (11) ternura (9) tomar-decisiones (1) transexualidad (5) transgénero (4) twitter (1) vacaciones (2) vagina (9) vaginismo (9) verano (2) vibradores (1) VIH (1) violencia (6) violencia de genero (9) violencia de género (16) web (3) YouTube (4)

lunes, 21 de enero de 2013

El AMOR NO ES SUFICIENTE




EL AMOR NO ES SUFICIENTE
(El “contrato emocional” en la pareja)

A menudo escucho frases similares a esta en mi consulta:

“Lo quería locamente pero sabía desde el principio que con este hombre iba a ser desgraciada y que nunca sería feliz a su lado”

    Podríamos decirle a esta mujer: “Sé coherente, sé inteligente y aléjate de esa persona si es que lo tienes tan claro. ¡¡Corre lejos!!”    

    Pero parece que, en muchas ocasiones, la fuerza del “amor” malamente entendido pudiera llevar a encadenarte y a esclavizarte voluntariamente en una relación de pareja destructiva.

    Desde que nacemos nos educan a los hombres y a las mujeres (aunque un poco más intensamente a estas últimas) en un concepto del amor romántico que todo lo puede, que todo lo perdona, que todo lo justifica y comprende, que todo lo sacrifica por el ser amado.

     Parece que el hecho de enamorarse conlleve estar perdida pues necesariamente una debe someterse a una relación que, en muchos casos, se pueda sospechar destructiva desde el principio.

     Visto así, en frío, puede parecer algo absurdo y exagerado aunque después, en la vida diaria, cuando las mujeres y los hombres se enamoran, sobre todo en esa fase inicial que conlleva mucho de idealización del otro, y mucho más frecuentemente en ellas que en ellos, se entregan a ese amor que puede encadenar y que puede destruir cuando no es compartido o es manipulador y convertirse, de esta manera, en una trampa de la que es difícil salir.

     ¿Y para qué tenemos la cabeza y nuestra capacidad de razonar? Pareciera que el amor y la razón fueran incompatibles, cuando en realidad son dos componentes esenciales de la persona que deberían funcionar al unísono y a nuestro favor.

     Pienso que la causa de todo esto es la falta de una educación emocional positiva que nos prepare para unas relaciones afectivas sanas y respetuosas. Para ello puede ayudarnos lo que suelo denominar el CONTRATO EMOCIONAL en la pareja. O cómo comenzar a usar nuestra “cabeza” en alianza a nuestro “corazón” en las relaciones afectivas.
     El contrato emocional significa que, en toda relación, hay dos partes que necesitan determinadas condiciones para ser felices. Y que pueden no coincidir y no ser las mismas en todas las personas. Párate unos minutos y reflexiona sobre las condiciones, ingredientes, o requisitos que necesitas para estar bien y sentirte feliz una relación de pareja y, mejor todavía, escríbelos en un papel.

     Medita un poco sobre ello y, a continuación, tenlo presente a la hora de enlazarte emocionalmente con la otra persona. Y si esa persona no reúne esos requisitos que para ti son esenciales, pues entonces quizás debas hacer caso de tu inteligencia más racional para dejar pasar de largo esa relación y no comprometerte afectivamente con ella.

     Porque el amor es requisito necesario pero no suficiente para ser feliz en pareja. Cada persona debe tener presente lo que busca en una relación y si la otra persona no es válida para hacerte feliz, quizás no deba ser para ti.

     Tener claro lo que una persona necesita para ser feliz es la base de una relación exitosa en lo afectivo, estableciendo límites y unos mínimos a los que nunca deberíamos renunciar por muy enamorados que nos podamos llegar a sentir.

3 comentarios:

  1. Ana María Lópezlunes, enero 21, 2013

    Complétamente de acuerdo, Fernando. Debemos tener el corazón caliente y la cabeza fria. Por el bien de los dos. Debo pensar que si yo no puedo ser feliz tampoco mi pareja lo será

    ResponderEliminar
  2. Excelente como siempre Fernando! lo comparto con tu permiso en mi página de facebook (tusexualidad.es), una comunidad que creé hace unos meses donde también publico mis artículos, noticias, etc. Un abrazo fuerte!

    ResponderEliminar
  3. Estoy muy de acuerdo Fernando, si sabes lo que quieres conseguiras tener una relación de pareja feliz

    ResponderEliminar

Aquí puedes expresar tus comentarios a este documento, opinión o ampliarlo en la manera que consideres. Gracias.