WWW.INFORMACIONSEXUAL.COM

ES UN PLACER INVITAROS A CONOCER Y VISITAR MI RENOVADA PÁGINA WEB


Un espacio con contenidos específicos en Sexualidad humana y en el mundo de la Pareja

SEXOLOGOGRANADA.COM

ETIQUETAS DEL BLOG

8 de marzo (6) aborto (2) actitudes (27) adolescentes (17) Al-Garaia (13) amig@s (1) AMOR (25) Ana-Belen-Romero-sexologa (1) anorgasmia-femenina (2) anticoncepción (18) asertividad (3) autocontrol (2) autoestima (36) bisexualidad (1) Blog-de-sexologia (60) buenos tratos (40) caricia (12) clítoris (16) coeducación (6) condón (15) Crecimiento Personal (11) cuerpo (25) deporte (1) derechos (7) derechos sexuales (27) derechos-reproductivos (5) derechos-sexuales (1) descansar (2) deseo (10) deseo sexual (17) discusión (10) disfunción eréctil (12) disfuncion-erectil (19) disfuncion-sexual (8) DIU (2) divorcio (1) dudas-sexuales (4) educación sexual (44) embarazo (8) enamorad@s (7) erótica (27) Espacio-Sexológico-Radio (13) espacios-personales (1) Ester-Alvarez-Sexologa (1) eyaculacion (4) eyaculación precoz (20) eyaculación-femenina (5) eyaculacion-retardada (3) facebook (5) falta-deseo-sexual (1) familia (2) fantasías sexuales (8) Feliz Navidad (1) Feliz-Navidad (4) Fernando-Villadangos (6) formación (3) gogle+ (1) gracias (5) Granada (48) Grupos de Hombres (5) guerra de sexos (4) hombre (70) homosexualidad (4) identidad sexual (11) igualdad (45) igualdad-sexual (6) información sexual (50) información-sexual (34) informacionsexual.com (2) inteligencia-sexual (3) interrupción voluntaria del embarazo (3) Irene-Bedmar (3) jóvenes (8) juguetes-eroticos (2) kama-sutra (1) leyes sexuales (8) libro-sexualidad-masculina (1) líquido preseminal (7) Loli-Pozo-Seologa (1) masculinidades (2) masturbación (22) maternidad (3) mediacion (4) menopausia (2) miedos-sexuales (1) mujer (74) no violencia (5) orgasmo (37) orinar (1) pareja (34) paternidad (9) pene (10) pildora-anticonceptiva (3) placer (31) postcoital (5) preservativo femenino (5) primeras-relaciones-sexuales (3) problema erección (14) problemas sexuales (46) problemas-de-orgasmo (2) problemas-de-pareja (9) prostitución (1) Psicología (7) psiquiatría (1) Punto G (5) radio (5) red afectiva (7) redes sociales (7) relaciones-sexuales (4) respeto (3) roles (22) Safer Sex (8) salud sexual (68) San-Valentin (2) sentidos (3) separación (5) Sex-Shop (1) Sexo Seguro (13) sexo-en-verano (1) sexo/genero (6) sexología (68) sexologia-online (2) SexShop-Online (2) sexualidad (70) sexualidad-femenina (7) SIDA (7) soledad (1) tacto (1) Taller de Caricia (8) terapia de pareja (13) terapia-psicologica (1) terapia-sexual (11) ternura (9) tomar-decisiones (1) transexualidad (5) transgénero (4) twitter (1) vacaciones (2) vagina (9) vaginismo (9) verano (2) vibradores (1) VIH (1) violencia (6) violencia de genero (9) violencia de género (16) web (3) YouTube (4)

martes, 1 de octubre de 2013

¿CADUCA LA PASIÓN? Carta de la semana

¿CADUCA LA PASIÓN?
Carta de la semana


Con este documento comienzo a presentar un nuevo apartado en el blog donde recojo 
una CONSULTA con su RESPUESTA BREVE y un DOCUMENTO relacionado 
con la cuestión tratada.

Espero os guste.
___________



Carta de la semana

Hola quería hacer una pregunta llevó con mi novio 9 años y dice que desde hace un par de meses tiene menos ganas de tener relaciones,antes era todos los días y ahora se conforma con 3 veces por semana dice que disfruta igual pero que no le apetece tan seguido ¿debería de preocuparme? tiene 30 años       

Respuesta: 

Hola Paula, por lo que comentas parece ser más una disminución en la frecuencia de relaciones sexuales que una pérdida del interés.

En toda pareja se atraviesan fases de mayor y de menor apetencia y no existe una frecuencia que se pueda considerar normal. Puede ser positivo hablar sobre ello porque es seguro que pueden suceder cosas que puedan afectar (estrés, preocupaciones externas, estados de cansancio...)

Lo más importante es disfrutar de cada ocasión y, como todo en la vida, puede apetecer más algo cuando se cuida un poco y se prepara la ocasión con todo lo que pueda hacerlo más atractivo.

Cuidar de no caer en las monotonías e intentar hacer lo que os guste a ambos e incluir alguna novedad.

Seguro que la frecuencia no es tan importante cuando se consigue hacer de cada relación sexual algo gratificante.

Si necesitas preguntar más no dudes en insistir.

Un saludo.

Documento:

Muchas personas se preguntan si la pasión, el deseo, las ganas de mantener relaciones sexuales con la pareja se apagan y se van enfriando con el paso de los años. Si se trata de algo que debe ocurrir necesariamente o si podemos hacer algo para alargar la ilusión y el entusiasmo.

Las rutinas y el estrés que conlleva nuestra forma de vida, la falta de tiempo personal y tiempo de calidad en pareja, los hijos (si los ahí), las preocupaciones cotidianas y, sobre todo, el "dejarlo para el último momento", normalmente de noche tras una jornada agotadora y no dedicarle el tiempo y la actitud necesarios...suelen ser las causas principales de un fenómeno cada vez más corriente en nuestros días: la falta de deseo sexual.

Es evidente que toda persona y toda relación de pareja cambian con el tiempo y atraviesan diferentes fases. Por lo común podemos decir que la novedad y la espontaneidad del principio pueden ir dando paso a una mayor familiaridad y conocimiento mutuos. El enamoramiento del principio y la explosión química que conlleva se va apaciguando y, probablemente, la cantidad puede ir dando paso a más calidad en los encuentros sexuales.

Como sexólogo observo una pauta habitual en parejas que se consideran estables y que, con el tiempo, se va agravando por decirlo de alguna manera. Me refiero a la reducción del tiempo que se dedican mutuamente, tiempo de calidad, de estar juntos, de hablar, comunicarse, compartir actividades de ocio en su tiempo libre...y, por supuesto, una menor atención al momento de un encuentro sexual que puede volverse algo rutinario e incluso mecánico.

Yo diría que se convierte en dejadez y esto es grave y tiene consecuencias negativas con respecto del deseo y las ganas. ¿A quién le apetecería ir a comer a un restaurante donde los camareros bostezan continuamente, no te atienden como deberían y te sirven de prisa y corriendo con la sensación de que quieren que termines rápido y te vayas?

Considero que tenemos una gran responsabilidad en la evolución de la calidad de nuestra vida sexual en pareja. Comienza con tomar conciencia de lo que va sucediendo y pararnos a pensar qué podemos hacer para mejorar y disfrutar de esta parte de nuestra vida.

Una buena idea es hablarlo con la pareja y comprender su punto de vista. Recuperar la complicidad y hacer una "travesura" de vez en cuando, robarle unas horas a un día normal o reservarse toda una tarde en un fin de semana. Salir juntos a pasear, a comer fuera, apagar los móviles y prestar atención al otro así como a las necesidades propias.

Una buena sesión de caricias, un abrazo tranquilo para sentir y reconectar con tu cuerpo y con el de la otra persona podría ser un buen comienzo. Dejar a un lado la idea de que "hacer el amor" consiste en unos preámbulos apresurados y a un coito rápido para terminar.

Atreverte a jugar como al principio. Comunicar tus necesidades y preferencias a tu pareja ya que el silencio impide la comunicación.

Una buena idea es considerar que podemos hacer mucho por mejorar y que el paso del tiempo aporta en conocimiento, confianza y placer. O al menos ese es el reto
¿Merece la pena?

4 comentarios:

  1. Muy interesante Fernando, creo que es un tema que preocupa bastante y a la vez un problema cada vez más común con el ritmo de vida actual. Hay que insistir mucho en la importancia de preparar esos momentos porque es demasiado fácil caer en la rutina. Enhorabuena por este nuevo apartado del blog, donde con certeza darás respuesta a las dudas de muchas personas. Saludos!

    ResponderEliminar
  2. En primer lugar me gustaría comentar lo acertado del formato elegido por Fernando… el creador de este Blog… para seguir manteniéndolo vivo… para acercarnos de forma cada vez más cercana la sexualidad y el sexo… algo que es fundamental en nuestras vidas…
    En segundo lugar y respecto a esta primera consulta y respondiendo a la pregunta de si ¿merece la pena?
    Pienso que la sexualidad no es un “lujo” en nuestras vidas… más aun en los tiempos que corren cuando todo “baja”…
    “Qué difícil es cuando todo baja no bajar también…”
    Pero sí… merece la pena… e importa que se valore como una necesidad… que no se confunda “valor y precio”… que como bien se comenta en el artículo… importante darle el valor que tiene el sexo… la sexualidad… la sensualidad…y saber cómo no… que…
    “Despacito y buena letra: el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas…”
    ¡Excelente aproximación al tema…!

    ResponderEliminar
  3. Recuerdo a principios de los años 90 (Buff, cómo pasa el tiempo!!), que entre las dificultades sexuales prácticamente NO EXISTÍAN los problemas de deseo sexual y empezábamos a atender en la consulta los primeros casos asociados a un ritmo de vida estresante.

    En 25 años se ha generalizado esta problemática, se le ha dado nombre, el IDS (Inhibisión del Deseo Sexual) y afectan a muchas personas.

    Pienso que es uno de los problemas que pueden evitarse CUIDANDO UN POCO de la intimidad en la pareja y dando tiempo de calidad a las relaciones afectivas y sexuales.

    Gracias por vuestros comentarios que siempre son estimulantes.

    ResponderEliminar
  4. Excelente formato, me gusta mucho la presentación "en forma de" consulta, respuesta y descripción. Muy acertado.

    El tiempo puede hacer mella en las relaciones, y al final, conoces tanto a la otra pareja que no te paras a pensar en innovar. Craso error, siguiendo el ejemplo del restaurante que ponías, ¿A quién le gustaría ir a un restaurante al que siempre hay el mismo menú día tras día? Al final, uno se cansa de comer el mismo plato a diario, por eso es importante introducir variaciones, que no tienen porqué irse a comprar juguetes en tiendas especializadas. A veces basta con variar el lugar de la casa, adecuar el sitio: velas, pétalos, o cambiar de rol, o cambiar quién suela tener la iniciativa. Lo que está claro, es que debemos ser nosotros mismos los que hagamos los cambios, rompamos la rutina, y pongamos en marcha de nuevo la relación de pareja

    ResponderEliminar

Aquí puedes expresar tus comentarios a este documento, opinión o ampliarlo en la manera que consideres. Gracias.